Dada la relativa ineficacia de los tratamientos, que son realizados para mitigar los efectos de la enfermedad de Alzheimer, recuperando el equilibrio psíquico y emocional y recobrando el bienestar físico, se han buscado nuevas terapias alternativas. Dentro de estas destaca la musicoterapia, que busca mejorar y mantener la salud física y psicológica de las personas enfermas de Alzheimer.

Esta terapia consiste en el uso de la música y sus diferentes elementos, como la melodía o el ritmo, con una serie de pacientes para promover el aprendizaje, la comunicación, la movilización y la expresión.

o.png


El uso de la música con fines terapéuticos es muy antiguo, y ha sufrido una evolución de se empleo a lo largo de la historia, que se divide en res etapas:
  • En la primera etapa, o Mágica-Religiosa, la música era utilizada con fines curativos. Ejemplo de ello son los antiguos papiros egipcios en los que se relaciona al encanto de la música con la fertilidad femenina, o los ritos realizados por los brujos, para expulsar a los malos espíritus que poseían las personas enfermas.
  • En la segunda etapa o Precientífica, el filosofo y sacerdote Marsilio Ficino, a partir del siglo XV, explicó de manera física los efectos de la música, enlazando la filosofía, con la magia, la astrología, la medicina y la música. Posteriomente entre los siglos XVII y XVIII, se encuentran diversos estuidos sobre los efectos de la música en el organismo: calmante, incitante y armonizante.
  • Finalmente en la tercera etapa o Científica, Emile Jacques Dalcroze sostuvo entre 1900 y 1950, que el organismo humano era susceptible de ser educado dependiendo al ritmo de la música.Durante la Primera Guerra Munidal, en los Estados Unidos, los hospitales de veteranos, hicieron uso de músicos como ayuda terapéutica, lo que facilitó la creación en 1950 de la Asociación Nacional de Terapia Musical.

Los efectos de la musicoterapia se deben a las ondas sonoras que viajan a través del aire y penetran por el oído externo, que finalizan convirtiéndose en vibraciones. Estas vibraciones serán finalmente transmitidas por los impulsos eléctricos nerviosos e interpretadas por el encéfalo, que genera una respuesta para que el organismo se adapte al entorno. En este proceso la musicoterapia busca influir sobre la respuesta del cerebro a los estímulos externo. Algunos de los beneficios que produce la música en el área física son:
  • La ayuda a la relajación.
  • Disminuir la ansiedad y la sensación del dolor al desviar la atención del paciente sobre la percepción del dolor.
  • Paliar desequilibrio nerviosos.
  • Activa o disminuye la circulación sanguínea.
  • Disminuye la frecuencia respiratoria.
  • Aumenta los niveles de inmunoglobulina G y A, además de aumentar la producción de interleukina 1.

El área psicológica también se ve modificada por efecto de esta terapia:
  • Aumenta la sensación de confort, y reduce el estrés.
  • Estimula la creación de emociones.
  • Alivia la depresión mejorando el estado de ánimo y la autoestima.
    Finalmente cabe destacar sus efectos en el área conductual:
  • Los efectos en este área dependen de la disposición que muestre el paciente hacia la terapia. Esto puede ocurrir en momentos en los que el paciente atraviesa estados de ánimo difíciles.


news25_ms.jpg



En enfermedades como la depresión o el Parkinson esta terapia es muy efectiva. En el primer caos la música mejora el estado de ánimo y aumenta la autoestima, en aquellos pacieses que presentan un fuerte sentimiento de tristeza, melancolía y desánimo. Por otro lado en la enfermedad de Parkisno, es igualmente eficaz, ya que en los enfermos que padece rigidez muscular, temblor, marcha torpe o lenta, estos trastornos mejoran ya que los pacientes logran sincronizar su patrón de movimiento con los estímulos rítmicos.

Otro beneficio de la música en el tratamiento de las demencias, es que en trastornos tales como la confusión, la desorientación, deterioro de la capacidad y de la función intelectual, la música logra desarrollar las habilidades comunicativas.

Dentro de la enfermedad de Alzheimer la musicoterapia a alcanzado, hoy en día un gran relevancia dado los beneficios que le aporta esta técnica. Los beneficios no son curativos, pero ayudan al desarrollo personal de la persona con demencia.

Cabría decir que esta terapia permite entre otras cosas, aumentar la memoria a largo plazo asícomo la retención de información, recordando mejor los enfermos las palabras cantadas que las no cantadas. Esta terapia puede ser utilizada de muy diversas maneras. Una de ellas es durante el desarrollo de las actividades diarias del paciente, utilizando usa ambiental. Ejemplo de ello es el turno de la comida, cuando se ha demostrado que el enfermo se siente menos agitado e ingiere una mayor cantidad de comida. Asimismo el tiempo de baño es otro buen momento para ello.

Otro de los modos son los talleres de terapia musical, con sesiones estructurada y dirigidas por un profesional cualificado, donde se intentan enlazar unos objetivos. Un fuerte debate es si los pacientes deben ser tratados de manera individual debido a las grandes diferencias, de carácter psicológico, que existen entre ellos o bien realizarlo en grupos para que la participación sea mayor y más grata y amena para los pacientes.En cualquier caso, los estudios realizados y los resultados obtenidos, demuestran la eficacia de esta terapia tan interesante y bella.